¿Cómo tener una piel perfecta?

Siempre has soñado con tener una piel perfecta, sin manchas ni impurezas. Deja de soñar y ponte en marcha: solo necesitas hacer cuatro cosas. Literal.

Una piel bonita es la clave de la belleza. Pero tener un rostro perfecto no siempre es posible: el estrés, el cansancio, la deshidratación, las hormonas... pasan factura en forma de manchas y opacidad. Tranquila, vamos a resolver este problema en tan solo cuatro pasos para que luzcas una piel perfecta. ¿Te apuntas?

1. Bye-bye células muertas

¿Piel apagada? Si este es el problema, la solución es sencilla: una exfoliación te ayudará a recuperar su brillo natural, ya que la causa de este tono apagado y grisáceo es la acumulación de células muertas. Ahora bien, olvídate de remedios caseros, y utiliza un producto adecuado, como el gel limpiador Biosource Daily Exfoliating Gelée, que, además, estimula la regeneración celular para conseguir una piel sana y luminosa.

Utiliza un exfoliante para el rostro dos veces por semana

Porque cuando tu piel se ve apagada, muchas veces es a causa de la acumulación de células muertas. Así que si quieres una cara perfecta, más sana y lisa, utiliza un exfoliante a base de ácidos.

2. Bienvenido, brillo

Las manchas o la hiperpigmentación son problemas que aparecen como consecuencia de una exposición continuada a los rayos UV del sol. Utiliza un sérum que las corrija, como Blanc Therapy Brightener, que soluciona los problemas de hiperpigmentación gracias a una tecnología innovadora que hace que la piel recupere su brillo natural.

3. Protector solar, ¡siempre contigo!

Los protectores solares deben formar parte de tu rutina de belleza a lo largo de todo el año, ya que la exposición prolongada al sol puede provocar que aparezcan manchas en la piel, que ésta se deshidrate y que presente un tono desigual. Blue Therapy Multi-Defender incorpora un factor de protección solar 25. Capaz de penetrar en las capas más profundas de la piel, a la vez que la protege de las impurezas que se van acumulando a lo largo del día, hace que recupere su brillo natural.

4. La limpieza como rutina

Sabemos lo tentador que puede llegar a ser irte a la cama nada más llegar a casa después de toda una noche de fiesta, pero no lo hagas. Aunque no lleves maquillaje, irte a dormir sin haber limpiado tu piel no es nada bueno y puede dar lugar a acné o puntos negros y hacer que tu piel esté apagada y envejezca antes.

Usa un producto que desmaquille, elimine impurezas e hidrate, como Biosource Cleansing Micellar Water. Una vez que tus poros estén limpios, entonces sí es el momento de irse a dormir: la piel se regenera mientras duermes, contribuyendo a que te levantes por la mañana con una piel perfecta. ¡Buenas noches!

Lava tu rostro dos veces al día

Preferiblemente una por la mañana y otra antes de irte a dormir. Al hacerlo eliminarás las toxinas que provocan los odiados puntos negros. Lo mejor es acompañarlo con un producto poco agresivo y específico para una higiene facial perfecta, como esta espuma ligera para el rostro.

5. La crema hidratante es tu mejor amiga

La crema hidratante es un producto indispensable para lucir una piel sana y que aguante los ataques de los agentes externos. Si te la aplicas un par de veces al día la piel consigue armas para poder defenderse de la polución, el estrés, el paso del tiempo...

Tienes que encontrar la que mejor se adapte a tu tipo de piel y necesidades. A nosotros nos encantan los nuevos formatos en gel, tan frescos e irresistibles. ¡Encuentra la crema de día perfecta en Biotherm!

6. El truco de maquillaje (que no es maquillaje)

Se trata de no maquillarse, pero siempre podemos valernos de pequeños truquitos que nos ayuden a lucir rostro resplandeciente sin añadir base. Uno de ellos: añade unas gotas de iluminador líquido a la hidratante de día para que se vea más luminoso pero completamente natural.

7. Haz un día a la semana la 'jornada de la mascarilla'

Busca un rato una vez a la semana para disfrutar del gran invento de las mascarillas. Un chute de energía para tener un rostro perfecto y además ganar un rato de relax para ti. Una mascarilla hidratante con textura en gel como la mascarilla Life Plakton Mask, es perfecta para ayudar a mantener los niveles de agua precisos durante la noche y, además, no resulta molesta.

8. Ojos bonitos

Si hemos pasado una mala noche y nos han salido ojeras, podemos utilizar el clásico truco de poner una cucharita de metal helada en la zona afectada para que gracias al frío se reactive la circulación.

Y algo menos casero, un buen contorno de ojos que te ayudarán a mantener la zona hidratada, además el sérum Blue Therapy eye-opening, sirve para ojeras, bolsas hinchadas y para que las pestañas crezcan más sanas y largas.

Con estos sencillos pasos conseguirás resplandecer tu rostro y tener una piel perfecta todo el año.